INFLUENCIA LEGÍTIMA

¿Hacia dónde va la política catalana?

Crisis de entendimiento

1. Artur Mas presenta su hoja de ruta. Antonio Fernández opina en El Confidencial que tras la conferencia del presidente de Cataluña, Artur Mas ha dejado la pelota soberanista en el tejado de ERC, pues somete a sus condiciones la celebración de las elecciones plebiscitarias. María Jesús Cañizares opina lo mismo en ABC, y dice que el independentismo está pendiente de la reacción de ERC, pues no aclara si se someterá a una lista conjunta con CDC tal y como propone Mas. Victoria Prego comparte la misma tesis en El Mundo, y dice que Mas se lo ha puesto muy difícil a Oriol Junqueras, pues ERC pretendía declarar unilateralmente la independencia.

2. Mariano Rajoy replantea su política en Cataluña. Carmen del Riego escribe en La Vanguardia que gracias a la interposición de la querella por parte de la Fiscalía contra Artur Mas las aguas en el Partido Popular se han calmado, aguas que estaban muy revueltas por la inacción de Mariano Rajoy. Sin embargo, Carlos Cué opina en El País que Mariano Rajoy ha decidido cambiar de estrategia e ir a Cataluña a recuperar presencia del Gobierno y a dar la batalla contra el independentismo. Por su parte, Marisol Hernández desvela en El Mundo que el PP pretende llenar la agenda política catalana con iniciativas parlamentarias concretas con el objetivo de “apagar” el debate independentista.

3. División entre el PSOE y el PSC sobre Cataluña. Ángels Piñols destaca en El País la propuesta de Pedro Sánchez de blindar las competencias de cultura, lengua y educación catalanas para evitar cambios legislativos en función de los diferentes Gobiernos. Sin embargo, María Jesús Cañizares explica en ABC que Pedro Sánchez no está dispuesto a comprometerse con una financiación singular para Cataluña, tal y como propone el PSC. Por su parte, Juan Carlos Merino expone en La Vanguardia que el PSC ha propuesto que en la reforma federal se incluya la co-capitalidad de Barcelona y lamenta además la interposición de la querella contra Artur Mas.

Resaca política tras el 9-N

1. Mariano Rajoy se acerca a Cataluña. Miquel Noguer opina en El País que Artur Mas se muestra dispuesto a reunirse con Mariano Rajoy en su visita a Cataluña la próxima semana para dialogar sobre el encaje territorial de Cataluña, mientras que Marisol Hernández escribe en El Mundo que los populares descartan esta opción. En […]

1. Mariano Rajoy se acerca a Cataluña. Miquel Noguer opina en El País que Artur Mas se muestra dispuesto a reunirse con Mariano Rajoy en su visita a Cataluña la próxima semana para dialogar sobre el encaje territorial de Cataluña, mientras que Marisol Hernández escribe en El Mundo que los populares descartan esta opción. En este sentido, Marisol Hernández opina que tras el 9N, la estrategia del Partido Popular es defender su compromiso con la Constitución y reivindicar el Estado de las autonomías. María Jesús Cañizares. Por otra parte, Carmen del Riego destaca en La Vanguardia la gran tensión existente entre los gobiernos central y catalán, que se acusan mutuamente de presionar a los fiscales en relación a la querella contra Artur Mas por el 9-N: la Generalitat ve “injerencias y presiones” a la Fiscalía y el del PP habla de “contaminación” de los fiscales catalanes.

2. Pedro Sánchez perfila la reforma federal. El Partido Socialista ha propuesto la creación de una subcomisión en el Congreso para el estudio de la reforma de la Constitución. Con esta propuesta constitucional Gabriel Sanz en ABC sitúa a Pedro Sánchez entre el “inmovilismo” de Mariano Rajoy y el “rupturismo” de Pablo Iglesias. Por su parte, Luis Ángel Sanz dice en El Mundo que Pedro Sánchez reta a Mariano Rajoy a que se siente ya a negociar la Constitución. Juan Carlos Merino titula lo mismo en La Vanguardia, y añade además la buena sintonía entre Susana Díaz y Pedro Sánchez en la apuesta común por la reforma federal.

3. Los partidos soberanistas divididos ante las elecciones anticipadas. Javier Oms subraya en El Mundo que CDC cierra la puerta a un pacto con el PSC, pues eso significaría renunciar a la independencia. En este sentido, Miquel Noguer dice en El País que ERC aumenta el tono cada día en contra de las actuaciones del Gobierno catalán e insiste en convocar ya las plebiscitarias. Álex Gubern afirma en ABC que UCD e ICV prefieren no adelantar los comicios y agotar la legislatura.